4add4c99e2b722df0065276e86e7d0da_L.jpg
5 Abr 2017 07:53 AM

Ummmmmm

Alerta
Tolima
@AlertaTolima

Ya habíamos denunciado como la administración local, amante de la contratación directa y los convenios con entidades sin ánimo de lucro y sin idoneidad, se le ha dado ahora por usar la URGENCIA MANIFIESTA como un canal abierto para eludir las licitaciones públicas.

Primero fue la urgencia manifiesta en INDEPORTES respecto de unos hechos que se conocen hace más de un año y que se volvieron URGENTES por cuenta de la desidia de la administración; ahora el turno es para INFIBAGUÉ, entidad descentralizada del municipio que sin pudor alguno desconoce toda normatividad legal para contratar a dedo, argumentando la URGENCIA MANIFIESTA.

Los hechos son los siguientes:

  • La Gerente de Infibagué abrió la Licitación Pública No. 01 de este año el sábado 25 de Febrero, no solo resulta extraña la iniciación de un proceso licitatorio un sábado, sino el hecho de que el cierre del proceso estaba previsto para el día jueves 2 de marzo, cuatro días hábiles después, es decir que los proponentes que se dieran cuenta el lunes de la fugaz apertura debían presentar una propuesta seria el jueves siguiente. Ummm
  • La audiencia de asignación de riegos y aclaración del pliego estaba prevista para un día antes del cierre, con lo cual cualquier ajuste o aclaración que hubiere que hacer al pliego, resultaría legalmente imposible porque la ley no permite hacer adendas o modificaciones, antes del plazo de tres días para el cierre del proceso. Ummm
  • Como hubo solicitudes de aclaración y errores a corregir, infibagué emitió adendas, violando el plazo legal de inmodificación del pliego; luego se da cuenta de que violó el plazo legal, patea la mesa y  revoca la licitación, sin el consentimiento previo y escrito de los proponentes que exige la ley, diciendo como nuestro petardo presidencial que acaba de darse cuenta que violó la ley.

Lo hasta aquí ocurrido sería suficiente para destituir a un gerente, pero esto no termina allí.

  • Acto seguido la Gerente de Infibagué se da cuenta que el contrato para el servicio de vigilancia contratado con AGUIALARMAS vence el 16 de marzo y entonces declarara la URGENCIA MANIFIESTA, no fundamentada en que esperó tres meses de su administración para abrir la licitación, ni porque abrió una licitación para ser adjudicada en cuatro días, ni porque dictó unas adendas contrariando el plazo legal, sino por la urgencia de contar con el servicio de vigilancia. Ummmm
  • Para cerrar este tratado de la coquetería contractual la Gerente firma un contrato con AGUILARMAS de manera directa por 130 millones de pesos para atender la situación de crisis, creada por ella misma. Ummmmm

El mensaje es claro, si la Contraloría General de la República que hace el control material de la urgencia manifiesta, si la Procuraduría General de la Nación que examina la conducta de la Gerente y si la Fiscalía que investiga las conductas delictivas; no se inmutan ante estos hechos, a partir de la fecha gerentes y directores abran licitaciones de cuatro días, aclaren el pliego el ultimo día, revoquen la licitación sin consentimiento de los proponentes, diciendo que acaban de darse cuenta de que eso no se puede hacer y contraten directamente con el que les dé la gana. Ummmmmm

 

 

Visítenos en www.wilsonleal.com