Mujer abusada
Mujer abusada
Captura de video
17 Ene 2020 11:00 AM

Hombre abusó de su sobrina con parálisis cerebral y aseguró que ella lo sedujo

Yurby
Calderón
@Yur_cald
La madre de la víctima había confiado en su hermano para que cuidará a su hija.

Un lamentable hecho se registró en la ciudad de Aktobe, en el oeste de Kazajstán, cuando un perverso tío abusó sexualmente de su sobrina quien padece de parálisis cerebral, y además, no puede hablar. 

De su interés: Así recordó Ibagué a sus cadetes caídos en el atentado a la Escuela General Santander

Así lo confirmaron los medios locales, quienes reseñaron que el hombre de 55 años de edad agredió a la mujer de 28 años al menos dos años. Durante ese lapso de tiempo, la víctima que también tiene dificultades para oír y caminar, intentó de explicarles a sus padres lo que ocurría con gestos.  

La madre de la chica les contó a algunos periodistas que comenzó a notar que algo extraño ocurría cuando su hija se alteraba y se ponía agresiva cuando su hermano los visitaba, por lo que un día le preguntó si él la había tocado y ella asintió afirmando.  

Según la mamá, los abusos se habrían producido cuando todos los integrantes de la familia se iban a trabajar. “Yo confiaba en mi hermano y le di una copia de las llaves de mi casa para que de vez en cuando visitará a mi hija que se quedaba sola cuando todos nos íbamos a nuestros trabajos. Pero jamás pensé que fuera capaz de hacer algo así”, explicó afligida.  

Tras varias investigaciones, las autoridades determinaron que el abusador fue al hogar de la muchacha casi todos los días por casi dos años y así accederla carnalmente confiado en que jamás nadie se enteraría porque ella no puede hablar.  

Además: Capturan a personas que vendían droga en el sur de Ibagué y en la cárcel de Picaleña

Luego de que sus padres interpusieran una denuncia, el malvado tío fue capturado, y según los informes policiales, habría admitido tener relaciones sexuales con su sobrina, pero además afirmó que ella lo había seducido para que eso pasara.  

El hombre continúa preso esperando a que se le dicte condena.