Foto-2-Alexander-Valero.jpg
13 Feb 2019 07:34 AM

Ex asesor del Imdri será condenado por escándalo de contratos de Juegos Nacionales

Alerta
Tolima
@AlertaTolima

Leonardo Alexander Valero, dibujante y ex asesor del Imdri, por medio de  su representante de la defensa decidió acogerse a la figura de preacuerdo ante el Juzgado Sexto de Conocimiento de Ibagué, luego de aceptar parcialmente su responsabilidad en los delitos de interés indebido de contratos y cohecho impropio, dentro de la investigación que se le adelanta por las irregularidades presentadas en la contratación de los escenarios deportivos de la calle 42 en Ibagué.

La diligencia en la cual se conocerá la sentencia definitiva en contra de esta persona se realizará el día 8 de marzo a las cuatro de la tarde en el Palacio de Justicia, con presencia de la Fiscalía Segunda Especializada, delegada fiscal que ha venido desarrollando todas las investigaciones que se desarrollan en medio de este proceso de connotación nacional.

Le sugerimos leer:  Absuelto motociclista que protagonizó accidente en la calle 23 con Ferrocarril

Valero permanece recluido en la cárcel de Picaleña desde el mes de septiembre de 2017, época en la cual fue detenido por parte de las autoridades, siendo presentado en marzo de 2018 en audiencia de acusación, por lo que este preacuerdo ya aprobado por los despachos judiciales de la ciudad se da a pocas etapas de iniciarse la etapa de juicio en contra del ex asesor de la administración municipal en el gobierno de Luis H. Rodríguez.

Le sugerimos leer:  Sujeto que abusaba sexualmente de su hijastro deberá permanecer recluido en Picaleña

El procesado es señalado de haberse reunido con Orlando Arciniegas y Jorge Alexander Pérez, durante mediados del mes de enero del 2015 en el Hotel Tocarema de Girardot, para acordar cuáles serían los parámetros para dar respuesta sobre los proponentes de los diseños de los escenario deportivos de la calle 42, esto con el propósito de poder llegar a beneficiar a un consorcio en particular y poder continuar con las irregularidades que ya se venían presentando en el proceso de contratación de reconstrucción de los escenarios en la ciudad de cara a las justas deportivas nacionales de ese año y que se desarrollarían en la capital del Tolima.