mxico_fosas_comunes_43_ayotzinapa_AFP.jpg
Imagen Ilustrativa
13 Dic 2018 05:30 AM

En una fosa común en Herveo fueron encontrados Madre e hijo

Alerta
Tolima
@AlertaTolima

Terrible desenlace tuvo en las últimas horas el caso de una mujer de 39 años y su hijo de 6, quienes se encontraban desaparecidos desde el día 6 de noviembre del presente año, El comando de la policía departamental confirmó que fueron hallados sus cuerpos sin vida en una fosa común en inmediaciones de la vereda El Yerbal, jurisdicción del municipio de Herveo.

La mujer, quien respondía al nombre de Isabel Aguas Vergara, y su hijo habían sido reportados como desaparecidos el pasado 13 de noviembre, cuando se instauró una denuncia que informaba que sus allegados no tenían noticias de su paradero desde el día martes 6 de noviembre.

Le sugerimos leer:  Ciudadano fue capturado cuando transitaba en una moto robada

Desde el mismo día que se recibió la denuncia los hombres y mujeres de la Policía Departamental iniciaron un proceso investigativo para dar con el paradero de la señora Isabel y su pequeño hijo. Durante exactamente un mes las autoridades estuvieron tras la pista de estas dos personas. A las labores de búsqueda se sumaron los bomberos y la Defensa Civil.

Finalmente, y gracias a informaciones suministradas por la red de cooperantes, se dio con el paradero de la mujer y su hijo, en una tétrica escena se realizó la diligencia de exhumación a dos fosas comunes ubicadas en una finca del área rural de la vereda el Yerbal. Allí se encontraron sus cuerpos, solo a escasos 100 metros de su lugar de residencia.

Le sugerimos leer:  Riña a cuchillo en la avenida sesenta perturbó la tranquilidad del sector

Según información extraoficial conseguida por esta redacción, las autoridades tienen casi la certeza completa de quien fue el responsable de tan macabro crimen, están a la espera de la orden judicial para proceder con la captura de la persona sobre quien recaen las sospechas del asesinato y posterior desaparición.

Este caso enluta y llena de tristeza y dolor a quienes participaron en la búsqueda de los desaparecidos, es claro que la esperanza de hallarlos con vida siempre fue latente. A esta hora los móviles del asesinato son materia de investigación.